Hablamos de Cocina
Contenidos de motor por
Jueves, 21 de agosto de 2014
Clasificado en Artículos > Automóviles > Primer contacto

AL VOLANTE DEL HYUNDAI GETZ

MANUEL DOMÉNECH  | BARCELONA Actualizado Lunes 10-10-2005, 14:07 h.

Espíritu joven y dinámico

Hyundai Getz
Hyundai Getz
Hyundai Getz
Hyundai Getz
Hyundai Getz
Hyundai Getz
Hyundai Getz
Salpicadero Hyundai Getz
Interior Hyundai Getz
Sólo tres años después de su aparición en el mercado, en los que ha vendido cerca de 600.000 coches, de ellos un 80% en Europa, el Getz recibe importantes modificaciones mecánicas y estéticas que consiguen que sea mucho más dinámico.
Publicidad
Comparte esta información
Aunque pudiera parecerlo, no se trata de un simple ‘facelift” del Getz de 2002, por mucho que mantenga su arquitectura general. El nuevo Getz es mucho más que eso, ya que amplia las virtudes de su predecesor aportando un 'plus' de competitividad que hará que su presencia en el segmento B del mercado sea mucho más notable.

Junto con una interesante actualización estética, tanto de sus carrocerías (de tres y de cinco puertas) como de su interior, ha ampliado su oferta mecánica con tres nuevos motores, uno de gasolina y dos diésel, e incorpora importantes elementos de seguridad como el programa electrónico de estabilidad ESP. Este elemento opcional no estará disponible hasta el mes de febrero, y su precio estará entre los 500 y los 600 euros.

Diseño, mecánicas conformes con la normativa Euro IV sobre emisiones y seguridad son las tras patas sobre las que se sustenta el nuevo Getz. Los cambios efectuados en su carrocería se han hecho con un meticuloso cuidado para preservar la identidad original del coche adaptándola aún más al gusto de los usuarios europeos, no en vano el Getz es está destinado casi en su totalidad a ellos.

El frontal del Getz muestra una personalidad más acusada debido a la distinta forma de sus faros, carenados para ofrecer un aspecto más uniforme junto con la parrilla, y al nuevo diseño del paragolpes. El dinamismo de la imagen del nuevo Getz se percibe en su lateral, con una elevada línea de cintura y molduras de protección. Las llantas de 15 (los modelos más pequeños llevan llantas de 14) pulgadas de diámetro aumentan la sensación de deportividad. Y la zaga está marcada por el diferente estilo de los grupos ópticos y por el rediseño del paragolpes, que ahora cuenta con una moldura protectora que recorre toda su longitud.

Las novedades en el habitáculo también son evidentes, empezando por el nuevo diseño del salpicadero, con un cuadro de instrumentos de lectura más fácil que contiene, junto a los relojes del velocímetro y del cuentavueltas, un ordenador de viaje, el marcador de la temperatura del agua y el testigo del nivel de combustible. La consola central, terminada en un tono metálico, incluye un reloj digital y una toma auxiliar de corriente de 12 voltios. En ella llama la atención el reposicionamiento del interruptor del ‘warning’ para hacer más fácil su accionamiento.

Los asientos, de buena factura y con reposacabezas activos (y el del conductor con apoyabrazos abatible), disponen de nuevas tapicerías, con materiales más modernos y combinaciones de colores más juveniles y llamativas. Estas combinaciones, negro y rojo o negro y azul, se emplean también en los guarnecidos y en el revestimiento de cuero del volante, que presenta un diseño más ergonómico.

No ha abandonado el nuevo Getz su sentido práctico. Buena prueba de ello es que dispone de más de 20 huecos, repartidos por todo el habitáculo, para colocar todo tipo de objetos y de una guantera con iluminación. Y las luces de lectura de mapas han sido rediseñadas.

Una cuidada oferta mecánica

Tres motores nuevos se unen a los ya existentes en el precedente Getz para dar lugar a una completa oferta mecánica. Son cinco los propulsores, tres de ellos de gasolina y dos diésel. Entre los de gasolina, se mantienen el de 1,1 litros y 66 caballos y el de 1,6 litros y 106 caballos asociado a un cambio automático de cuatro marchas. Es nuevo el de 1,4 litros de doble árbol de levas en cabeza, que sustituye al 1.3 del anterior Getz. Desarrolla una potencia de 97 caballos a 6.000 revoluciones por minuto y dispone de un par motor máximo de 125 Nm a 3.200 rpm.

Los dos propulsores diésel son nuevos. Sustituyen a los de tres cilindros, que en el anterior Getz no dieron el resultado esperado. En un segmento en el que hoy las ventas están equilibradas entre vehículos de gasolina (49%) y diesel (51%), Hyundai pretende ofrecer una alternativa más convincente con los nuevos motores de cuatro cilindros y 16 válvulas, de 1,5 litros de capacidad, dotados con inyección directa diésel por conducto común y turbo de geometría variable. Se ofrecen con dos potencias, 88 y 110 caballos, y con valores de par motor respectivos de 215 y 235 Nm disponibles entre las 1.900 y las 2.750 revoluciones por minuto.

En la toma de contacto con el coche se puso de manifiesto la mejora que supone, tanto en prestaciones como en consumo y en refinamiento mecánico, la adopción de los motores 1.5 CRDi. El ruido que acompañaba en todo momento a los antiguos motores de tres cilindros desaparece en los nuevos de cuatro, que además están exentos de ruidos y vibraciones y destacan por una excelente capacidad para subir de vueltas de manera suave, sin brusquedad alguna. Asociados a cambios manuales de cinco marchas y con un rendimiento, a nuestro entender, superior al de los propulsores de gasolina.

La bondad de estas nuevas mecánicas –la 1.4 de gasolina también nos sorprendió por su buen rendimiento asociado a un cambio manual de cinco marchas de desarrollos muy bien ajustados– permite que la conducción del nuevo Getz sea más agradable que la del anterior modelo. A propósito, y aunque se ha buscado una puesta a punto del chasis que prima más el confort, con unos tarados de suspensión ‘cómodos’, el comportamiento del coche es satisfactorio, a lo que no son ajenos ni los frenos ni la dirección. Los primeros ofrecen un rendimiento sorprendente en un coche tan pequeño, bien secundados por un ABS de cuatro canales con distribución electrónica de frenada. La segunda, está bien asistida, puede presumir de ofrecer un buen tacto y sólo precisa tres vueltas de volante.

La tercera prioridad en el desarrollo del nuevo Getz fue la seguridad. En este sentido, el 58,3% del peso del coche se debe al empleo de aceros de alta resistencia, aceros que también se emplearon en la construcción de las barras laterales de protección incorporadas en las puertas. La protección de los ocupantes está asegurada por la presencia de cuatro airbags, dos frontales (el del acompañante, desconectable) y dos laterales para las plazas delanteras, y de reposacabezas activos en los asientos delanteros. En cuanto a la seguridad activa, la gran novedad será la posibilidad de disponer des sistema de control de estabilidad ESP.

Una Copa para circuitos con el Getz CRDi

Hyundai, implicada en el deporte del automóvil desde el inicio de sus actividades comerciales en España, ha colmado la laguna existente en el panorama nacional de las copas monomarca para circuitos desde la desaparición de la Copa Accent. Y lo ha hecho con el nuevo Getz.

Pero no con el Getz con motor de gasolina, como sería lo normal, sino con el diésel más potente de su gama, el 1.5 CRDi de 110 caballos. Polo Satrústegui, director de Marketing y de Comunicación de la marca, justifica la decisión de crear la Copa Getz Diésel por el hecho de ofrecer a los pilotos más jóvenes un primer escalón de iniciación en los circuitos. De este modo, el distribuidor en España de la marca coreana vuelve a ser pionero en el deporte, al crear la primera competición monomarca que utiliza motores diésel en Europa. Hasta ahora sólo existía en Bélgica un certamen de estas características, aunque para carreras de Resistencia, no al Sprint, con los Seat Ibiza Diesel.

La finalidad es que la nueva Copa de circuitos resulte lo más barata posible(aún es pronto para hablar de precios), y para ello los Getz 1.5 CRDi tendrán la preparación mínima que les permita convertirse en coches de carreras. Para Satrústegui “el objetivo es que los pilotos de la Copa Getz Diesel participen en muchas carreras con un coste lo más reducido posible”.

Lanzada la idea, la semana que viene se iniciará el desarrollo del Getz CRDi, que correrá a cargo de Meycom. Se actuará sobre el motor para lograr que la potencia se mueva entre los 135 y los 140 caballos partiendo de los 110 caballos que da el motor de serie. Se cambiarán las ruedas, lo que supondrá la lógica modificación de los tarados de la suspensión, se mejorarán los frenos y se adoptarán las medidas de seguridad pertinentes. Como en la Copa Hyundai Accent, se precintarán la caja de cambios, el motor y los amortiguadores.

Todos los precios

La gama está compuesta por nueve variantes de gasolina, si como tales contamos las versiones con aire acondicionado de los modelos 1.1 y 1.4 con tres y cinco puertas, y seis variantes diésel también contando con las versiones con aire acondicionado del modelo 1.5 CRDi 88 CV de tres y cinco puertas. En todo caso, el aire acondicionado, que es de serie en las versiones GLS, como opción tiene un precio es de 800 euros. La pintura metalizada, opcional para todos los modelos, cuesta 200 euros. Los precios son los siguientes:

Getz 1.1 3P, 10.150 euros
Getz 1.1 5P, 10.800 euros
Getz 1.4 3P, 11.600 euros
Getz 1.4 5P, 12.100 euros
Getz 1.6 GLS Aut. 5P, 14.775 euros
Getz 1.5 CRDi 88 CV 3P, 12.700 euros
Getz 1.5 CRDi 88 CV 5P, 13.200 euros
Getz 1.5 CRDi GLS 110 CV 3P, 15.500 euros
Getz 1.5 CRDi GLS 110 CV 5P, 16.000 euros


FICHA TÉCNICA

Lanzamiento: Ya está a la venta
Motores: De cuatro cilindros en línea, gasolina y diésel
Potencias: Desde 66 hasta 110 caballos
Cambios: Manuales de cinco marchas y automáticos de cuatro
Prestaciones: Desde 150 hasta 180 kilómetros por hora
Consumos: Desde 4,5 hasta 6,7 litros cada 100 kilómetros
Seguridad: Según versiones, cuatro airbags (dos frontales y dos laterales delanteros). ABS con distribución electrónica de la frenada EBD. Reposacabezas delanteros activos. Prograna electrónico de estabilidad ESP (opcional –entre 500 y 600euros–, desde el mes de febrero de 2006).
Dimensiones: Longitud, 3.825 milímetros; anchura, 1.665 milímetros; altura, 1.500 milímetros; distancia entre ejes, 2.455 milímetros; vía delantera, 1.450 milímetros; y vía trasera, 1.440 milímetros.
Capacidad maletero: 254 litros.
Precios: Desde 10.150 hasta 16.000 euros.